En el mundo de la música independiente, seguramente tendrás muchos días bastante estresantes, en los que muchas veces querrás renunciar a tus sueños pensando que son inalcanzables. Con los constantes cambios de la tecnología y los medios sustentables, como músico te exige estar de tiempo completo, en constante cambio y con la capacidad de tomar los altibajos con calma ya que será vital para seguir. Siendo esto tan inestable, reaccionar exageradamente a las pequeñas cosas, sólo lograrás tener graves consecuencias, mientras que, el que tengas en mente un panorama profesional y adaptable te guiará por la dirección correcta.

Puede ser una orientación obvia, pero mantener una mentalidad positiva siempre será más fácil decirlo que hacerlo, pero también puedes caer en la trampa de refugiarte en una mentalidad que mate tu carrera sin darte cuenta. Para asegurarte de no sucumbir en cualquier trampa mental, comprueba éstas 4 formas de pensar de que no estás sosteniéndote de tu máximo potencial.

1. Pensamiento Excesivo.

Como un músico indie, cada día trae tanto un nuevo conjunto de oportunidades y un nuevo conjunto de problemas. Tomarse el tiempo adecuado para evaluar las diferentes decisiones que se enfrentan a diario es importante, pero lo peor que puedes hacer es pensar demasiado y complicar cuestiones que tienen una simple lista de pros y contras.

Dedicar un tiempo establecido para la evaluación de las ocurrencias de negocio de música común (asistir a un espectáculo, acordando establecer el tiempo de estudio para una colaboración potencial, etc.), y tratar de no deliberar más allá de ella. Independientemente de si tienes un equipo detrás de ti, es en última instancia tu responsabilidad en la tarea y no pasar horas y horas para encontrar fallas en las cosas que no merecen tu valioso tiempo. Si ves el reloj girando a medida que debates interminablemente contigo mismo acerca de lo que se viene para ti, el siguiente paso en tu carrera nunca sucederá.

2. Ser demasiado terco en lo que tu camino hacia el éxito “debe” ser similar.

No importa lo bien organizado que eres o lo mucho que has planeado a cabo tu carrera musical – la verdad es que las cosas rara vez suceden como se espera que lo hagan. Especialmente durante este estado de transición de la industria de la música, tienes que estar abierto a explorar opciones alternativas si su plan no está trabajando muy de la manera que pensaba que sería.

Nunca es demasiado tarde para hacer ajustes, y ser adaptable es esencial para garantizar que continúes creciendo y progresando. Si  eres demasiado rígido sobre sus operaciones, ya que no quieres desviarte de lo que habías imaginado para ti mismo, estás perdiendo de vista el panorama general, que casi siempre implica horquillas sorprendentes en el camino. En general, un modo de pensar que mi camino-o-la-carretera no te llevará muy lejos en el clima actual, porque hay muchos métodos diferentes de lograr los objetivos que ves expuesto por ti mismo.

3. La equiparación de la actividad de los medios de comunicación social con éxito.

Durante una época en la que todo el mundo está compitiendo por la atención en los medios de comunicación social, como los fans se ocupan de la sobrecarga de la música, es la tentación de querer ser activo 24/7 con el fin de estar relacionado con las personas que te apoyan. Como músico de bricolaje, puede ser difícil de lograr ese equilibrio entre la creatividad y los negocios, pero ten en cuenta que  gastar  demasiado tiempo en las redes sociales puede ser un terreno peligroso: cuanto más conversas en línea, menos tiempo estás gastando en tu arte.

Ser fuerte en los medios de comunicación social, sin ejemplos para respaldar sus reclamos,  disminuye en gran medida su legitimidad como artista. No pasar muchas horas en Twitter prometiendo canciones que sean un hit y un álbum clásico sin el catálogo para apoyar sus esfuerzos (la mayoría de los cuales no se debe siquiera decir en el primer lugar). La confianza se recomienda, pero la entrega de música de alta calidad es el medio más eficaz de mostrar tu talento al mundo.

4. Ser reactiva en lugar de proactiva.

Como se mencionó anteriormente, la vida de un músico está lleno de giros, vueltas y sorpresas que necesitas para reaccionar con rapidez y precisión. En lugar de ser reactiva cuando estos momentos surgen, hacer un poco de planificación y adoptar medidas proactivas. En lugar de sentir que se está constantemente poniéndose al día, estarás en la parte superior de la misma y listo para lo que viene a tu manera.

Por ejemplo,  podrías tener un a capella o estilo libre planeado en caso de que los altavoces de lugar soplan, o preparar un ir-a la respuesta en caso de que un tema incómodo es creado durante una entrevista. Hay un sin fin de situaciones que realmente puede hacerle daño a tu marca artística si no eres proactivo en saber cómo manejarlos. Como dice el famoso refrán, “El éxito es donde la preparación y la oportunidad se encuentran.”

No hay que esperar grandes resultados simplemente “pasar” y sólo aprovechar las oportunidades cuando se presentan. La única manera de  sobrevivir en el mundo de la música independiente es ser proactivo en  la planificación y realización de sus metas.